Oferta de productos financieros

¿Por qué concebir nuevos productos microfinancieros?

Desarrollar y ofrecer nuevos productos permite a las IMF dar un mejor servicio a sus clientes y, de este modo, cumplir con su misión social para con las poblaciones excluidas de los servicios financieros tradicionales. Los nuevos productos aportan fuentes alternativas de ingresos, lo cual contribuye al refuerzo de la viabilidad financiera de las IMF.

El sector de las microfinanzas ha cambiado considerablemente desde la época en que las IMF ofrecían un único producto, el microcrédito, destinado a una única clientela, los microemprendedores o microempresarios. Actualmente, las IMF son capaces de ofrecer productos financieros más sofisticados que responden en mayor medida a las necesidades de los distintos segmentos de clientes. 


 

Nuestra asistencia técnica

ADA acompaña a las IMF durante todo el ciclo de desarrollo de productos: identificación, concepción, desarrollo y comercialización. Hemos puesto en marcha proyectos con nuestras IMF socias, en particular en las siguientes temáticas:

¿Desea lanzar un nuevo producto? ¡ y juntos valoraremos la mejor manera de acompañarle en su proyecto!


 

ADA3T Trainings

Nuestros cursos de formación en materia de oferta de servicios financieros

 

¿Como diversificar la oferta de productos financieros?

Basándonos en nuestros proyectos sobre el terreno, hemos concebido un curso de formación sobre la mejora y el desarrollo de nuevos productos: Innovación y diversificación de productos.

Asimismo, en el África francófona está disponible un curso desarrollado por el CGAP: Desarrollo de nuevos productos (solo en francés).

 

Curso de formación sobre el desarrollo de productos agrícolas

Hemos desarrollado, en colaboración con la FAO, un curso de formación sobre el desarrollo de productos agrícolas. Dicho curso pretende introducir a las instituciones microfinancieras los principios y herramientas clave de evaluación del mercado y de concepción de productos agrícolas.

Mohamed Nadi, Responsable del Programa de Microseguros de AXA Assurance Maroc, ha participado en esta formación en octubre de 2015, ¡lea su testimonio!


 

Actualité

Marzo 2017

Talleres sobre warrantage en Burkina Faso

Entre el 28 de noviembre y el 8 de diciembre de 2016, se celebraron en Uagadugú, la capital de Burkina Faso, unas reuniones para conocer la figura de los créditos avalados por inventarios, también denominados «warrantage». Tres organizaciones organizaron dos talleres: Fondazioni For Africa y la Confederación de Campesinos de Burkina Faso, así como la ONG americana Innovations for Poverty Action. ADA participó en ellos para hacer balance de las experiencias de warrantage en Burkina Faso, y para reunirse con los agentes involucrados (ONG, entidades, proyectos estatales, etc.).

¿Cómo funciona el warrantage?

El mecanismo de warrantage permite a los productores agrícolas almacenar parte de sus cosechas durante un periodo de entre seis y ocho meses en un depósito protegido ubicado en el pueblo. Las existencias así constituidas se convierten en una garantía que permite a las familias rurales obtener créditos de entidades financieras: instituciones de microfinanzas y/o bancos comerciales. El importe del crédito coincide, en general, con un 80 % del valor de las existencias cuando se cosechan. Para reforzar la seguridad de estas existencias, los depósitos se cierran con dos candados. Las llaves de uno las tiene el comité de gestión de la organización campesina, y las del otro, la entidad financiera. Ambos comprueban con regularidad la calidad de las existencias en visitas de inspección conjuntas.

Cereales como garantía del crédito

Maíz, mijo, sorgo, arroz, cacahuete, caupí y sésamo son, por el momento, los principales productos a granel almacenados en warrantage en Burkina Faso. La garantía mediante existencias de productos a granel agrícolas presenta varias ventajas. A las poblaciones rurales les resulta más sencillo ofrecer a las entidades financieras sacos de cereales como aval en vez de títulos de propiedad o garantías financieras o materiales. Desde el punto de vista de la entidad financiera, las existencias de productos a granel agrícolas son sencillas de dividir y liquidar en caso de impago.

Así, desde hace unos diez años cada vez más organizaciones campesinas del país, apoyadas por lo general por colaboradores técnicos y financieros, están implementando este mecanismo para ayudar a las familias rurales a gestionar mejor sus recursos y, por este medio, mejorar sus condiciones de vida.

Durante la campaña 2015-16, más de 300 organizaciones campesinas practicaron el warrantage en Burkina Faso, algo que permitió a unos 7.000 productores agrícolas acceder a créditos. Alrededor de 58.000 sacos almacenados han hecho posible garantizar un crédito pendiente de más de 450 millones de francos CFA concedidos por diversas instituciones financieras: Coris Bank, UBTEC, UMECAP y RCPB, un colaborador de ADA.

Un intercambio enriquecedor

Estos dos talleres ofrecieron la ocasión de hablar con distintos agentes que practican esta forma de crédito en Burkina Faso, para sacar partido a las experiencias y encontrar soluciones a los principales retos del warrantage, que son los siguientes:

  • la escasez de volúmenes de almacenamiento de calidad y abordables desde el punto de vista financiero;
  • la falta de datos estadísticos que permitan evaluar la magnitud de la actividad de warrantage en Burkina Faso;
  • los retrasos en la concesión de los créditos y la liberación de las existencias puestas como aval;
  • la gestión de los casos de siniestros de las existencias (robos, incendios e inundaciones); y
  • la discriminación de las mujeres en la práctica y la gestión del warrantage.

 

photo warrantage

Gauthier Malnoury de ADA (3o. desde la izquierda) fue parte del panel de oradores.

volver arriba

This site uses cookies to ensure proper functioning. By visiting this site you accept the use of cookies. OK More